ANÁLISIS – Batman: The Telltale Series

GÉNERO: Narrativo
DESARROLLADORA: Telltale Games
DISTRIBUIDORA: Telltale Games
VERSIONES: PC, PS3, PS4, Xbox 360, Xbox One
FECHA DE LANZAMIENTO: 02.08.2016
VERSIÓN ANALIZADA: PC

EL BATMAN MÁS HUMANO

Asumir el control de un superhéroe implica ser un tipo especial, una máquina de guerra capaz de reducir al enemigo más peligroso gracias a unas habilidades innatas, o bien adquiridas a base de duro entrenamiento. Sea como fuere, el caso es que eres un puto crack. Pero ¿y qué hay de sus vidas privadas? ¿Qué hacen cuando se desenfundan su traje? Es una faceta poco explotada en los videojuegos, y aunque seguramente no suene tan excitante como desplegar tus habilidades contra los malhechores de turno, también puede tener su punto. Un personaje como Batman se presta mucho a ello, y el juego de Telltale ha sabido mezclar ambas vertientes, la de justiciero con la de hombre de negocios, de una manera pocas veces vista anteriormente.

Batman: The Telltale Series empieza como tiene que hacerlo un juego de superhéroes: repartiendo estopa a diestro y siniestro. Ahí está el Caballero Oscuro desplegando sus habilidades de combate mediante una secuencia plagada de QTEs muy bien orquestada. Leche, ¡es Batman en estado puro! Pero tras ese intenso prólogo, la historia se toma un respiro inesperado con un Bruce Wayne al que le toca hacer de anfitrión de una fiesta, en la que deberá apoyar a su amigo Harvey Dent para alzarse con la alcaldía de Gotham. Esa aparente calma se tuerce con la aparición Falcone, el típico mafioso que intenta boicotear la candidatura de Dent, previo chantaje a Bruce. Pero esta es solo la punta del iceberg de una trama mucho más compleja y enrevesada que no solo amenaza el futuro de Gotham, sino que además se atreve a innovar en el trasfondo de la familia Wayne.

En este Batman vemos la mejor versión de Telltale, esa que es capaz de mostrar una historia atractiva que, a pesar de no ser “canon” en la saga, está muy bien contada. Una historia que por otro lado resulta bastante típica dentro del género de los superhéroes, pero que está dirigida con sumo cuidado para que el interés no decaiga en ningún momento. Cada capítulo está convenientemente troceado en pequeñas secciones de apenas quince minutos, en las cuales se intercalan las escenas de investigación y acción de Batman, con las un Bruce Wayne más analítico y menos visceral. Vivir esa doble vertiente resulta todo un acierto, tanto a nivel narrativo como para que el ritmo de la historia no caiga en la monotonía en ningún momento.

Ese buen hacer también tiene su reflejo en el apartado jugable. Esta ocasión se ha aprovechado para incluir algunas mecánicas que casan a la perfección con la naturaleza del superhéroe, como escenas de investigación en las que hay que analizar pruebas y relacionarlas entre sí, e incluso planear una secuencia de ataque contra un grupo de enemigos, todo ello eso sí, simplificado hasta la náusea. Batman sigue siendo un juego de Telltale, lo que implica una interacción con el entorno prácticamente nula, y a cambio un montón de diálogos y decisiones que tomar, que a la postre modifican acontecimientos de la trama. Es prácticamente un cómic animado con una buena historia, que de vez en cuando te da cierto poder de decisión, pero poco más.

Ese aire a cómic queda refrendado con un apartado artístico muy conseguido, pese al uso de unas horribles bandas negras horizontales. El motor del juego sigue mostrando carencias muy evidentes en las animaciones -el movimiento del Batmovil da vergüenza ajena- pero por el contrario las escenas de acción ofrecen algunas coreografías realmente atractivas que solo se ven empañadas por unos QTEs excesivamente sencillos. Tampoco quiero olvidarme del estupendo uso del color que me ha recordado, para bien, al visto en The Wolf Among Us, en mi opinión una de las mejores producciones, si no la mejor, de la compañía. La banda sonora sabe enfatizar con gran acierto los momentos álgidos del superhéroe, y si bien el juego no cuenta con doblaje al castellano, lo que de verdad molesta es la baja calidad de la traducción de los textos, una tónica ya habitual en la compañía a la que no parecer querer poner remedio.

Más allá de todo lo que suele envolver a un juego de Telltale, he de reconocer que este Batman me ha tenido pegado al televisor hasta acabarlo. El juego tiene la virtud de saber dejarte con la miel en los labios, de querer ver qué pasará a continuación, de comprobar cómo Bruce y su alter ego enmascarado son capaces de salir airosos a situaciones límite que unos pocos minutos antes no imaginabas. Esta, y no otra, es la causa por la que Batman: The Telltale Series resulta una más que agradable sorpresa, y ya de paso, uno de los mejores títulos de la compañía en mucho tiempo.

LO MEJOR
Historia atractiva y bien contada.
Algunas coreografías en las escenas de acción.

LO PEOR
Algunas animaciones rozan el ridículo.

7/10

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s